El mediocampista de la Selección Peruana, Edison Flores, habló tras la victoria obtenida por 2-1 sobre Bolivia en el Estadio Monumental de Lima, manifestando que en el gol que anotó sabía que el balón iba a llegar a su ubicación porque había tenido la oportunidad de darle indicaciones a André Carrillo, quien estaba desbordando constantemente por derecha.

"Jugué en una posición en la cual había jugado en algunos partidos pero no de esta magnitud. Al principio me costó adaptarme porque venía haciendo otras funciones, pero con el pasar de los minutos y la confianza y tranquilidad de mis compañeros, creo que pude tener siempre opciones de pases y asociarme cada vez que podía. En mi gol, estaba seguro de que la pelota iba a llegar a mi lugar. Hablé con los extremos, que estaban ganando la banda, y les decía que en el rebote estaba casi siempre solo. En la primera jugada de Carrillo en el segundo tiempo, pensé que me iba a escuchar y la iba a poner ahí, por lo que tenía que estar preparado para definir rápidamente. El control fue más difícil que el remate, pero igual yo estuve atento en todo momento", declaró Flores a RPP.

"Los jugadores de Bolivia estaban muy cerrados, no se podía tener mucha profundidad ya que jugaban con cinco atrás. Igual, siempre tratamos de avanzar mediante asociaciones. Al final nos faltó un poco más de tranquilidad, bajamos un poco el ritmo porque veníamos de minutos con alta intensidad. Luego tratamos de manejar el balón, ellos adelantaron sus líneas y también saben a lo que juegan, por lo que nos crearon mucho peligro. No lo pudimos cerrar cuando teníamos que hacerlo", agregó el volante del Aalborg.

También, el futbolista de 23 años señaló que, a pesar de haberse quedado impresionado con el estado de la cancha del Estadio Monumental, la intención de todo el grupo dirigido por Ricardo Gareca es volver a jugar en condición de local en el Estadio Nacional de Lima.

"Es bonito volver al Monumental, el estado del campo fue impresionante. Es muy bonito porque ahí juega de local el club por el que he jugado durante muchos años y me ha dado mucho. En esta oportunidad se pudo jugar ahí, pero tenemos muy en claro que la casa de la Selección es el Nacional. Todos los compañeros quieren regresar allá. En cuanto a Ecuador, será un partido en altura, con cancha pesada y donde el balón se trasladará muy rápido. Los dos equipos vamos a tener las mismas dificultades, ya que tienen a varios jugadores fuera de su país. Hay que estar muy atentos porque tendremos que duplicar los esfuerzos a la hora de defender, vamos a tener momentos buenos y malos", concluyó Flores.

 

Comentarios

No hay contenido en este grupo.